volver

Nuestro mundo está llegando a ser muy dogmático en cuanto a la comida. La dieta Whole30, los alimentos orgánicos, la dieta libre de gluten, el consumo de alimentos frescos, el consumo de alimentos locales, la dieta Paleo, los alimentos transgénicos, las alergias alimentarias, los productos sin azúcar, los alimentos totalmente naturales. Todas estas son palabras de moda que cada día escuchamos más y más. Documentales como Súper engórdame, Food Inc., Tenedores sobre cuchillos y That Sugar Film han presentado diferentes problemas y soluciones que se relacionan a qué y cómo comemos.

Hay un montón de opiniones de un montón de personas respecto a qué debemos comer, por qué luchamos con la comida y cómo arreglarlo. Mientras observaba las tendencias en asuntos de alimentación, comencé a preguntarme lo siguiente: ¿qué tiene que decir la Biblia sobre la comida?

La respuesta: ¡sorpresivamente mucho!

Esta es una serie de artículos sobre la comida, pero con una perspectiva al observar lo que Dios tiene que decirnos al respecto. Me ha impresionado ver cuán oportuna ha sido su Palabra para mí este año[1]. Espero que sea un aliento, una revelación y una advertencia.

Sé que habrá objeciones que sonarán como: «el trigo de ese entonces no es el mismo trigo de hoy. Las cosas con las que lidiamos ahora no existían cuando la Biblia fue escrita». Si la Biblia no se aplica a las situaciones que han cambiado desde que fue escrita, entonces existe un montón completo de la Palabra escrita de Dios que deberíamos descartar simplemente porque los automóviles, las computadoras y el Internet no existían entonces.

Escribo esta serie sobre la verdad fundamental de que la Palabra de Dios (la Biblia) es infalible, eterna, viva y activa, e igualmente relevante y aplicable hoy como lo fue en el día que fue escrita, y es la autoridad final para todo en la vida. Cada palabra es inspirada por el Espíritu Santo y, por lo tanto, es todo lo que necesitamos para la vida y la piedad. Si no compartes esta creencia, entonces esta serie completa no tendrá sentido para ti en lo absoluto, puesto que es mi fundamento para escribirla.

Más publicaciones en esta serie

Usaré esta publicación como una tabla de contenidos, a medida que agrego más cosas. Enlazaré todas las publicaciones aquí, para que sean fáciles de encontrar.

Espero que, a través de esta serie, encuentres libertad. La verdad siempre nos liberará. Ver a Dios en su lugar correcto y ver a la comida en su lugar correcto ha sido un viaje liberador y aliviador para mí. Oro para que sea lo mismo para ti.

Alimentos buenos. Alimentos malos

No solo de pan

Cuando comer es pecaminoso

¿Le damos demasiada gloria a la comida?

Este recurso fue publicado originalmente en el blog de Kelly Needham.

[1] N. del T.: este artículo fue publicado el 2016.
Photo of Kelly Needham
Kelly Needham
Photo of Kelly Needham

Kelly Needham

Kelly Needham está casada con el cantante y compositor cristiano Jimmy Needham. Kelly es una colaboradora regular de Aviva Nuestros Corazones y sus artículos han sido parte de Desiring God, The Gospel Coalition, The Ethics and Religious Liberties Commission, Eternal Perspectives Ministries, y Crosswalk. Ha servido en ministerios de jóvenes, de universitarios y de mujeres. Es autora de Friend-ish: Reclaiming Real Friendship in a Culture of Confusion.  Kelly y Jimmy viven en Dallas con sus tres hijos, Lively, Sophia y Benjamin.
Otras entradas de Kelly Needham
[La comida y la Biblia] ¿Le damos demasiada gloria a la comida?
 
[La comida y la Biblia] Cuando comer es pecado
 
[La comida y la Biblia] No solo de pan
 
[La Comida y la Biblia] Alimentos buenos. Alimentos malos