volver

Estamos bien abastecidos con libros sobre matrimonio. Ya sea que nos acerquemos al día de nuestra boda o estemos terminando nuestro aniversario número 50, tenemos muchos consejos sabios a los cuales acudir: El significado del matrimonio, escrito por Tim y Kathy Keller; Married for God [Casados para Dios], escrito por Christopher Ash; Cuando pecadores dicen «acepto», escrito por Dave Harvey y así sucesivamente. Sin embargo, aunque tenemos muchos buenos libros sobre matrimonio, no estamos tan bien abastecidos de libros sobre el divorcio y un nuevo matrimonio. Y aunque deseamos no tener la necesidad de tales libros, la triste realidad es que son necesarios.

El libro de Jim Newheiser, Matrimonio, divorcio y nuevo matrimonio: preguntas comunes; respuestas bíblicas es nuevo en el mercado. Este libro adopta un formato de preguntas y respuestas para responder un montón de preguntas importantes que abarcan desde las citas y el compromiso hasta la separación, el divorcio y el nuevo matrimonio. Está construido completamente bajo la premisa de que Dios «en su Palabra infalible y eterna […] nos ha revelado la naturaleza del matrimonio, las obligaciones del matrimonio, quién se puede casar y cuándo están permitidos el divorcio y el nuevo matrimonio».

Por supuesto, existe poca controversia entre los cristianos ortodoxos respecto al matrimonio. Todos estamos de acuerdo en que es una institución diseñada por Dios para el beneficio de la humanidad. Estamos de acuerdo en que se defina como algo así: «un pacto de compañerismo de por vida entre un hombre y una mujer que se establece ante Dios y la comunidad». Donde hay mucho menos unanimidad es en el área del divorcio y el nuevo matrimonio. Aunque lo que Newheiser dice sobre las citas, el noviazgo y el matrimonio es útil, lo que dice respecto al divorcio  y el nuevo matrimonio hace de su libro una contribución útil e importante.

Entre los cristianos existen esencialmente dos posturas sobre el divorcio y el nuevo matrimonio: el punto de vista de la mayoría es que la Biblia permite el divorcio y el nuevo matrimonio bajo una limitada serie de circunstancias; el de la minoría, o el punto de vista que tiene que ver con permanecer, insiste en que un cristiano nunca debería iniciar un divorcio y nunca debería volver a casarse mientras su cónyuge siga vivo. En el mejor de los casos, ambas visiones protegen la santidad del matrimonio al evitar el divorcio fácil y ambos puntos de vista protegen las partes inocentes que podrían estar sufriendo a manos de un cónyuge abusivo, o de otra manera, impío.

Newheiser toma y defiende el punto de vista de la mayoría, pero primero insiste en que el divorcio nunca es deseable y, al menos entre cristianos, nunca es inevitable. «Aunque debemos esforzarnos por entender lo que la Biblia dice sobre si es que un matrimonio debe terminar en divorcio o cuándo debemos divorciarnos y si es que una persona divorciada puede volver a casarse o cuando puede hacerlo, es más importante luchar para aprender cómo el Evangelio puede capacitar a relaciones destrozadas para sanar». Mientras insiste en que el divorcio siempre es un infortunio y está en contra del diseño de Dios para el matrimonio, también insiste en que la Biblia lo permite en casos de adulterio o abandono. Según mi evaluación, él defiende bien la postura a través de su cuidadosa interacción con los textos bíblicos relevantes.

Mientras leía este libro, fui especialmente golpeado por la centralidad de la iglesia local en el plan de Dios para el mundo, pues desempeña un rol clave tanto en la formación de los matrimonios como en su disolución. La iglesia local carga con una responsabilidad especial de proteger al vulnerable y disciplinar al rebelde. Cuando lidia con estas responsabilidades de manera seria por medio de la enseñanza, la consejería, e incluso, la excomunión, protege a aquellos que necesitan protección y disciplina a quienes necesitan disciplina. No puedo evitar, sino sorprenderme ante la prevalencia de divorcios entre quienes profesan ser cristianos, pues simplemente demuestra que la iglesia ha renunciado a algunas de sus responsabilidades claves.

Matrimonio, divorcio y nuevo matrimonio es un libro fuerte y uno que demostrará ser valioso para pastores, consejeros y miembros de la iglesia. Después de todo, pocos de nosotros no somos tocados por asuntos relacionados al divorcio y al nuevo matrimonio; son aún menos los que han buscado comprender diligentemente lo que la Biblia enseña sobre estos importantes temas. Este libro ayudará a corregir esto.

Matrimonio, divorcio y nuevo matrimonio: preguntas comunes; respuestas bíblicas. Jim Newheiser. Poiema Publicaciones, 336 páginas.

Esta reseña fue publicada originalmente en Tim Challies.
Photo of Tim Challies
Tim Challies
Photo of Tim Challies

Tim Challies

Tim Challies es un seguidor de Jesucristo, esposo de Aileen y padre de tres niños. Se congrega y sirve como pastor en Grace Fellowship Church en Toronto, Ontario. Es autor de cinco libros, entre los cuales puedes encontrar: Discernimiento: una disciplina práctica y espiritual, Limpia tu mente y Haz más y mejor; es  cofundador de Cruciform Press y escribe regularmente en challies.com.
Otras entradas de Tim Challies
Reseña: El evangelio en el trabajo
 
Reseña: El libro que tu pastor quiere que leas (pero no se atreve a pedírtelo)
 
Carta al adolescente que abre la caja de su primer teléfono inteligente
 
Reseña: Dios, la avaricia, y el evangelio (de la prosperidad)